Sentir, pensar y hacer de forma diferente - Desarrollamos organizaciones y personas

ico respetoPara empezar a hablar de respeto en el coaching, es importante tener claro el concepto y saber de dónde proviene.

La palabra respeto proviene del latín respectus y significa según el diccionario de la Real Academia Española (RAE) “atención o consideración”.

El respeto es un valor que permite que el hombre pueda reconocer, aceptar, apreciar y valorar las cualidades del prójimo y sus derechos. Es decir, es el reconocimiento del valor propio y de los derechos de los individuos y de la sociedad.

En mi opinión, tener respeto por uno mismo conlleva tener respeto hacia los demás, por sus decisiones y por sus sentimientos.

Respetar las decisiones de los demás o sus sentimientos no significa que estemos de acuerdo, significa que aceptamos que la otra persona tiene derecho a tener sus propios sentimientos y a tomar sus propias decisiones, sean o no adecuadas para mí y sean o no iguales que las mías.

Con el respeto se crea un ambiente de seguridad y cordialidad, imprescindible para una relación de coaching, momento que podemos incluir en la fase de contexto, conforme la Metodología CORAOPS®. Es una aceptación y valoración del otro por ser persona. Lleva consigo una aceptación de sus cualidades, actitudes y opiniones. Implica no considerarse superior a nadie, no tenemos derecho a juzgar a los demás, entre otras razones, porque no disponemos de toda la información, no somos policías, ni jueces, ni dios.

¿Cómo demostramos respeto en el trabajo?

Tratando a las personas con cortesía, amabilidad y bondad. El respeto es un simple gesto, una mirada, una sonrisa, aceptar las diferencias, dar los buenos días….. Y por otra parte no insultar, no menospreciar, no criticar. Escuchar a los demás, eso nos facilitara el poder ponernos en los zapatos del otro. Utilizando las ideas de la gente para cambiar o mejorar en el trabajo.

En el caso del responsable, dejar que los colaboradores sepan que utilizo su idea, reconocerlo y hacerlo público, o animar al autor/a de la idea a que la ponga en práctica.

Tratar a las personas de igual forma, sin importar su raza, religión, sexo, edad o país de origen, fomentar el reconocimiento de compañero a compañero, así como del responsable directo.

A mi juicio el respeto es un valor fundamental tanto en la vida en general como en la empresa y por lo tanto también en el coaching.

El respeto en el coaching

Es fundamental establecer los principios básicos: la sintonía, la confianza, la lealtad, el respeto, la confidencialidad y la apertura, es algo que no se tiene que olvidar a la hora de comenzar una relación. Es lo que llamamos rapport: respeto e influencia, comprender al otro. El respeto aumenta el rapport.

El coach tratará a sus clientes con dignidad y respeto. Explicará la estructura del proceso de coaching.

El coach no impone al cliente sus propias creencias, valores o puntos de vista, la práctica del coaching no significa el decirle al otro lo que debe de hacer, no consiste en dar consejos, el coaching no entiende de correcto/incorrecto.

Rafael Echeverría asegura en su libro “Ontología del Lenguaje”: “No se hace coaching desde la perfección, se hace coaching desde nuestras heridas, nuestras heridas, son uno de nuestros mas preciados activos cuando se trata de hacer coaching”.

Deberá respetar los derechos de los otros a tener opiniones y creencias diferentes de las propias, y no argumentar que sus propias opiniones y creencias son las correctas.

Tal y como señala Leonardo Wolk en su obra “El arte de soplar las brasas”: “Somos como actuamos y actuamos como somos, al igual que escuchamos como somos y hablamos como somos”. 

Es muy importante, desde el punto de vista de coach, tener este concepto claro, ya que hay que respetar al otro en toda su legitimidad, no entenderlo de esta forma, se trasformaría en desprecio, algo inaceptable desde el punto de vista de coach.

Si leemos el Código Deontológico CORAOPS, nos damos cuenta que se hace especial mención al Respeto:

  1. Respetaré a la profesión y a mis compañeros.
  2. Seré veraz y velaré por proporcionar información cierta tanto de mi, como de mis capacidades y mis resultados.
  3. Respetaré y reconoceré los esfuerzos y contribuciones de los demás.
  4. Respetaré la creatividad y el trabajo escrito de los demás en el desarrollo de mis propios documentos.

 

 

Rocío Rodríguez

Artículo de Rocío Rodríguez Presencio, Coach CORAOPS

Comentarios (0)

There are no comments posted here yet

Deja tus comentarios

Posting comment as a guest. Sign up or login to your account.
Archivos adjuntos (0 / 3)
Share Your Location

¡Te invitamos a nuestros talleres!

  Formación en coaching ejecutivo profesional Formación en coaching sistémico y de equipos Próximos eventos